Renée Zellweger recibe una ovación de dos minutos que la emociona hasta las lágrimas


Desde que saliera a la luz el primer avance de Judy, Renée Zellweger se coronó como la primera candidata en la carrera hacia los premios Oscar en la categoría de mejor actriz. Y a juzgar por la reacción que tuvo el público tras ver la película en el Competition de Toronto, parece que su candidatura está prácticamente confirmada.

La actriz subió al escenario tras la proyección, recibiendo una ovación de dos minutos a pie que la emocionó hasta las lágrimas. Mira el momento:

Según los movies publicados por los presentes, la ovación y los aplausos se detuvieron a petición de la actriz que no quería arruinarse el maquillaje con las lágrimas.

Y es que Judy es el verdadero comeback de Renée. La actriz desapareció del mapa hollywoodense entre 2010 y 2016 tras sufrir varios fracasos de taquilla y recibir malas críticas por algunos de sus trabajos, retirándose por completo de la industria. Seis años es mucho tiempo para mantenerse alejado del candelero, y más siendo actriz, mujer y acercándose a los 50. Pero Renée terminó encontrando su momento.

Dio el primer paso con una tercera entrega de Bridget Jones, que aunque period innecesaria sirvió para poner su nombre de nuevo en los titulares de forma instantánea y más rápido que si hubiera regresado por la vía del cine independiente. Luego vendrían dos películas que pasaron desapercibidas pero que sirvieron para desempolvar su talento, para luego atreverse por primera vez en el mundo de las collection como una femme fatale en Dilema, una serie de Netflix ñoña, telenovelera pero que cautivó a la audiencia. Pero entre tanto, cocía su regreso a lo más alto de Hollywood interpretando a una leyenda como Judy Garland.

(Autor: David Hindley; Pathé Productions)

Dirigida por Rupert Goold y con un guion de Tom Edge (The Crown, Lovesick) -basado en la obra teatral Finish of the rainbow de Peter Quilter- Judy está siendo aplaudida de manera unánime por la crítica que ya están exigiendo que el Oscar sea para ella.

La interpretación de Renée es lo más celebrado de las críticas calificándola como “el motivo para ver la película”, “asombrosa” e “increíble”. Judy se centra en el invierno de 1968, cuando la actriz y cantante de 46 años estaba sin hogar, en quiebra y sin poder conseguir trabajo en EEUU mientras luchaba por la custodia de sus dos hijos con su ex marido Sidney Luft. Fue entonces cuando Garland aceptó dar una serie de conciertos en Londres para pagar sus cuentas, pero todo aquel tiempo period impredecible, frágil y sufriendo su larga adicción a las pastillas y el alcohol, atormentada por la distancia con sus hijos.

Garland murió de una sobredosis seis meses después, a los 47 años.

[Judy Garland, la gran víctima de las presiones de Hollywood]

Renée asume este desafío tras cumplir los 50 el pasado mes de abril, sentenciando que “se siente como una adolescente”, como recoge el periódico canadiense The Star. En esta película, la actriz saca a relucir todas las facetas de su talento que fueron aclamadas en el pasado: su voz y el baile de Chicago, su profundidad dramática como vimos en Chilly Mountain y la simpatía pure que contagió en Jerry Maguire. Y es que Judy permite dar la oportunidad a la audiencia de “llenar los huecos vacíos entre la conjetura pública y las omisiones de los críticos” sobre Garland, según afirma la propia Zellweger.

De llegar a los Oscar, como parece que sucederá, Renée conseguiría la cuarta nominación de su carrera y posiblemente su segunda estatuilla tras conseguir la de mejor actriz de reparto en 2004 por Chilly Mountain.

Judy se estrena en España el 24 de enero de la mano de Vértice Cine.

Para seguir leyendo:

Los primeros favoritos al Oscar 2020: Joaquin Phoenix, Renée Zellweger, Adam Driver y más

¡Menudo regreso! Renée Zellweger nos deja boquiabiertos como Judy Garland en el tráiler de ‘Judy’



Source link

اترك تعليقاً

لن يتم نشر عنوان بريدك الإلكتروني. الحقول الإلزامية مشار إليها بـ *